miércoles, 21 de octubre de 2009

Memoria Histórica


Contrariamente a lo que se nos intentó hacer creer durante 40 años, la Batalla del Ebro no comenzó porque los republicanos salpicaron a los nacionales.

2 comentarios:

mewèll dijo...

sería que jugaban a ver quién hacía más botecitos con las piedras hasta que uno decidió que una no iba a botar.

El superintendente Vicente y el Capitán RMK dijo...

Así fue y así lo cuenta Carmen Polo de Franco en su libro de memorias que iba a llamarse "El bigotillo molar molar no molaba, pero daba un gustirrinín en la entrepierna que ríete tú de las bolas de rosario chino." y que al final por un error de imprenta se llamó "Mi vida con Paco, ese hombre".